Ver demo

Seguridad de la
traducción automática

Problemas de seguridad con la traducción automática

¿Estás pensando utilizar la traducción automática? Muchas personas ya lo hacen. Las herramientas de traducción gratuitas, con motores de traducción automática cada vez más sofisticados, son cada vez más populares, y eso también se aplica a las traducciones empresariales.  Las empresas entienden que para llegar a un público amplio y global necesitan hablar más idiomas. Hemos hablado sobre el boom de los contenidos multilingües y cómo avanza en la web, dentro de LanguageWire y como parte de las últimas tendencias de traducción.

Si la necesidad de contenido multilingüe está en continuo crecimiento, parece que la traducción automática, con su coste económico y su rápido tiempo de entrega, satisface perfectamente esta necesidad. De hecho, según Common Sense Advisory, la posedición de la traducción automática es el tercer servicio lingüístico más demandado en 2017, solo tras la traducción y la interpretación in situ. Pero con el aumento de las filtraciones de datos en las empresas más populares y el inicio del RGPD, debes preguntarte: ¿cuál es la seguridad de la traducción automática?

En función de las herramientas que utilices, la traducción automática puede ser una buena forma de reducir los riesgos de seguridad o un desastre de seguridad. 

Cuando la traducción automática puede respaldar la seguridad

Según un estudio de 2017 realizado por IBM, aunque el coste medio global de una filtración de datos es de un 10 % a 3,62 millones de dólares estadounidenses, las empresas sufren mayores brechas de seguridad. El tamaño medio de las filtraciones de datos aumentó un 1,8 % hasta más de 24 000 registros. La pérdida de datos es cara. 

El uso de la traducción automática para automatizar la traducción de contenidos sensibles, como documentos confidenciales, puede ayudarte a mejorar la seguridad y evitar estos costes. Cuanto más automatizado sea el proceso de traducción, menos puntos de contacto y menos tiempo de tránsito en el que se puedan robar los datos. Esto también significa que es probable que menos personas accedan a los datos que podrían ser secretos. De hecho, los empleados cometen errores sencillos, como abrir archivos adjuntos o hacer clic en enlaces de ataques cibernéticos, estos son algunas de las formas más habituales de que las empresas pierdan datos valiosos

Fuente: Índice IBM X-Force Threat Intelligence 2018

Los motores de traducción automática controlan el acceso al contenido y tienen procesos automatizados, lo que se traduce en menos vulnerabilidades relacionadas con las personas. Sin embargo, este tipo de traducción automática protegida requiere un motor especializado, seguro y potencialmente entrenado. No queremos ser aguafiestas, pero eso no es exactamente lo que ofrecen las herramientas de traducción online gratuitas.

El riesgo de seguridad de la traducción online gratuita

Ya lo hemos oído antes: nadie regala nada. Algo totalmente cierto para los motores de traducción automática online gratuitos. La mayoría de nosotros hemos oído hablar de los empleados de Statoil, el gigante petrolero noruego, que descubrieron documentos confidenciales traducidos originalmente a través de Translate.com, que estaban disponibles de manera abierta para cualquier persona que realizase una sencilla búsqueda de Google. 

Algunas empresas son muy conscientes de los problemas de seguridad asociados a la traducción automática, como la Bolsa de Oslo, que ha bloqueado el acceso a sitios como Google Translate y Translate.com. Otras empresas están implementando prácticas similares o aplicando directrices estrictas para el uso de la traducción automática gratuita por parte de los empleados con el fin de evitar problemas de seguridad similares.

Una violación como la de Statoil pone de manifiesto la necesidad de disponer de soluciones de traducción seguras. Pero, ¿qué opciones tienen las empresas cuando el trabajo se está acumulando y la traducción tenía que estar lista ayer?

Traducción automática segura en cualquier momento

Un grupo de empresas, entre las que se incluye LanguageWire, ofrece alternativas económicas a los motores de traducción automática online gratuitos. Las empresas pueden mantener la eficiencia y la rentabilidad de la traducción automática, al mismo tiempo que garantizan que tus datos no acaben en una búsqueda aleatoria de Google.

Una opción muy segura es un motor de traducción automática in situ que funciona dentro de la red corporativa, por lo que no se transfiere ningún dato fuera de la empresa. Otra opción segura es la traducción automática basada en la nube, que es individual para cada empresa y tiene una comunicación de datos segura y cifrada. 

Al embarcarte en la traducción automática, te aconsejamos buscar empresas con certificación ISO 27001. Esta norma internacional cuenta con procesos para gestionar información sensible y garantiza que, si se pierden datos, existe un proceso sólido para resolver la situación. 

Puntos clave

Nuestro consejo general es evitar el uso de servicios de traducción automática gratuitos en lo que respecta a documentos, textos o contratos de la empresa. La información que estás pegando en un sistema como Google Translate permanecerá en un servidor en algún lugar del mundo y, en ese caso, perderás el control sobre la información. Todas las empresas necesitan mantener el control sobre su información y la naturaleza de Internet hace que sea una tarea difícil.

La adopción de medidas para mantener la seguridad de la información empresarial debe ser una prioridad y podría evitar que una traducción inocente sea la causa de una fuga de datos crítica. La próxima vez que tengas la tentación de utilizar un motor de traducción automática gratuito, ten en cuenta la seguridad y recuerda: nadie regala nada.